¿Cuáles son las mejores plantas para climas templados?

0
12265

Si vives en un ciudad de clima mediterráneo como Barcelona, es importante que tengas en cuenta que no puedes incluir cualquier tipo de flor o planta en tu jardín o terraza. Del mismo modo que en otras latitudes más frías no pueden cultivarse plantas de climas más cálidos si queremos que crezcan fuertes y sanas.

La buena noticia es que las mejores plantas para climas templados han desarrollado a lo largo de la evolución fuertes defensas de protección para poder sobrevivir a los largos periodos de sequía y a las altas temperaturas que caracterizan a los meses de verano. Por lo general, tienen pequeñas hojas planas, largas, duras y de forma cilíndrica, necesarias para poder recuperarse de la deshidratación.

Hoy en Pensando en Flores te traemos una lista de plantas que, por su belleza y resistencia, son ideales para jardines de climas mediterráneos, ya que son capaces de sobrevivir con poca agua. Al contrario de lo que ocurre en las zonas de clima oceánico, donde las lluvias son más abundantes y las plantas requieren de un nivel de humedad más elevado.

plantas para climas templados

1. Begonias

Existen más de 1.500 especies de begonias en todo el mundo, de las que un 10% es comercializada para la jardinería, pues pueden utilizarse tanto para decorar jardines como para plantarse en una maceta. En cualquier caso, todas tienen en común la necesidad de un entorno húmedo y sombra con cierta luz pero no directa, ya que la excesiva exposición al sol puede quemar sus hojas.

2. Abelias

Esta planta originaria de China tiene hoja semi-caduca y cuenta con unas flores preciosas perfectas para llenar de belleza cualquier rincón de tu jardín. Sus flores son como una rosa de color suave y casi blanco y tienen un periodo de floración muy extenso que va desde la primavera hasta el otoño. Cuando reciben los cuidados necesarios, pueden llegar a alcanzar los dos metros de altura. No obstante, en invierno es recomendable tenerla en interior, ya que no resisten bien el frío.

3. Pensamientos

Los pensamientos son otra planta herbácea que crece muy bien en climas mediterráneos y que pertenecen a la familia de las violetas. Puedes usarlas en tu jardín en épocas secas sin importar la variedad. Además, podemos adquirirlas en colores distintos como el rojo, el violeta, el amarillo o el dorado. Florecen entre el invierno y la primavera, pero se marchitan con la llegada del calor en verano, por lo que la mejor época para plantarlas es en otoño. De esta forma, podrás tener flores también durante el invierno.

4. Camelias

Otra de las mejores plantas para climas templados son las camelias. Son de hoja perenne y gruesa y resultan ideales para aquellas localidades más secas. Es originaria de Asia, por lo que se le conoce como la “Rosa de Japón”. Podemos encontrarlas en color blanco, rojo, púrpura o rosa y es una de las flores aromáticas preferidas de los aficionados a la jardinería.

5. Ágaves

Al igual que las abelias, estas plantas son perfectas para climas templados, pudiéndose plantar sin problemas en zonas secas. El problema es que solamente florecen una vez en la vida antes de marchitarse y hasta que esto ocurre pueden pasar entre 10 y 30 años. Son de origen mexicano y es famosa por ser la planta de la que se extrae el tequila.

6. Jara

La jara es un magnífico arbusto para sembrarse en ciudades de clima mediterráneo, siendo muy útil para recuperar la riqueza del suelo, especialmente tras un incendio. Se trata de una planta de hoja perenne que puede encontrarse en diferentes variedades. Tiende a crecer muy bien en suelos ácidos, dando flores de 5 pétalos y numerosos estambres, por lo que hay que tener en cuenta que atraerá muchas abejas por su polen.

7. Buganvillas

Se trata de un arbusto de hoja semi-caduca que también podemos encontrar de muchos tipos. Todas ellas ideales para climas secos o mediterráneo continental. Es una planta trepadora de gran belleza que florece casi todo el año, pero que no soporta bien las heladas. Perfecta para decorar muros.

8. Cáctus

Los cáctus pueden plantarse sin problemas en cualquier tipo de jardín mediterráneo, ya que sobrevive perfectamente ante la escasez de agua. Son perfectos para combinarse en un jardín con otras variedades y darle un toque zen. Aunque normalmente vienen en pequeñas macetas, podemos adaptarla a un terreno mayor sin problemas. Lo importante es que la tierra tenga una buena composta orgánica con una textura arenosa. Además es recomendable colocar algunas piedras alrededor para que no se drene en exceso de agua a sus raíces. No obstante, si lo prefieres puedes decorar el interior de tu casa con pequeñas macetas, ya que su crecimiento depende de la cantidad de agua que le proporcionemos.

9. Plantas carnívoras

Aunque tienen una apariencia exótica, son capaces de adaptarse sin problemas a los climas templados. Se trata de una planta semi-arbustiva con un tallo que, con los años, se va convirtiendo en leñoso. Seguro que no sabías que las planats carnívoras desprenden un agradable aroma a miel, con lo que son capaces de atraer a insectos que caen en sus tentáculos pegajosos en pocos segundos que les sirven de alimento. Cuentan con unas raíces muy largas, lo que les permite sobrevivir largas temporadas sin agua. El único inconveniente es que cuando son adultas pueden llegar a alcanzar los 3 metros de altura.

No hay comentarios

Dejar respuesta